20 febrero 2006

Saborearte!

4 comentarios:

antona dijo...

Maravillosa imagen,me encanta.Me gusta tu blog
chuiks

yole dijo...

Es una maravilla...y vos lo sabes.

Balcius dijo...

No es la boca, ni la lengua (mírala, cada papila brillando en colores precisos, hermosísima).. es el hombro lo que la hace preciosa. Esa redondez de fruta de carne de deseo de mujer... es el estar casi fuera de plano y permitir al observador completar la esfera y el fluído sabroso que contiene.

Enhorabuena.

Sergio Alberto Bujanda dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.